SILOGISMOS

“OPERACIÓN SALVAMENTO” DE BENJAMÍN RICO PARA EL PRI, EN MUNICIPIOS CONURBADOS

*Rico Moreno ha dado muestras de su capacidad política, pues el ahora dirigente del priísmo en Pachuca ha reunido a ex alcaldes, exdiputados y ex dirigentes de su partido de la capital hidalguense, lanzando señales de su peculiar estilo de “tejer fino” para fortalecer en futuro inmediato del PRI con miras a la cercana elección

ANTONIO ORTIGOZA VÁZQUEZ (Especial de Expediente Ultra). El PRI quizá no se encuentre, realmente, contra la pared pero por si acaso, se han hecho movimientos que denotan estrategia que busca tapar rendijas, resanar grietas, heridas no cuidadas del todo. En ese sentido se advierte el nombramiento de Benjamín Rico como dirigente del tricolor en Pachuca, desde el seis de marzo.

No es que haya comenzado con trabajo fuerte, porque de hecho, por anticipado se había dedicado a una profunda labor social. Rico Moreno  ya había realizado una labor política con acciones que cuentan, tales como: reconstrucción de calles, banquetas, mejoras de todo tipo en barrios populares a todo lo largo del municipio, así como alumbrado, pintura de fachadas, sin faltar los apoyos para festejos populares. Algo así como una «Operación Salvamento».

Como dirigente municipal, ese trabajo, en sí mismo, sin necesidad de retórica, penetra en los ánimos populares.

Dentro de esa estrategia, Rico tuvo una comida-sesión de trabajo, con los, digamos, «alcaldes estrella» del priismo en Hidalgo: el de Mineral de la Reforma y el de Pachuca, capital.

Así las cosas, Rico Moreno da muestras de su estatura política, pues el hoy dirigente del priísmo pachuqueño ha reunido a ex alcaldes, exdiputados y exdirigente de su partido de la capital hidalguense, lanzando señales de su peculiar estilo de “tejer fino” rumbo a su futuro político.

El arranque de la llamada «Madre de todas las elecciones» en el estado,  se está dando con la imprescindible unidad, lo que, pese a parecer algo «perogrullesco», con alguna frecuencia no se llega a dar del todo.

Lo cierto es que en este contexto de relevos, la designación de Rico Moreno representa una señal inequívoca de que el PRI va a ir con todo en la elección de junio y no ha dudado en echar mano de sus cuadros y dirigentes que pueden aglutinar a importantes sectores sociales.

La estrategia no puede ser más acertada si se considera en que municipios conurbados como Pachuca y Mineral de la Reforma, así como otros de la importancia de Tulancingo, se concentra un alto porcentaje de los votos necesarios para ganar el gobierno del Estado.

Indudable que quien gane estas zonas urbanas tendrá a su favor más de medio cuerpo dentro del triunfo.

@ortigoza2010

www.entresemana.mx

Check Also

SILOGISMOS/ En sus declaraciones patrimoniales, el “opaco” Paco aseguro no tener una sola propiedad a su nombre

*Al trascender por peticiones de transparencia las tres últimas declaraciones hechas por el exgobernador, Olvera …