LIBROS DE AYER Y HOY/ Ministros perseguidos y la irretroactividad

TERESA GIL

Cero y van dos. Su delito ha sido la cercanía con Andrés Manuel López Obrador. Lo que le están haciendo a Arturo Zaldívar, aunque con argumentos diferentes, le hicieron al exministro Genaro Góngora Pimentel. En este tuvo mucho que ver la saña que lanzó contra él la periodista de derecha Carmen Aristegui por cuestiones personales del jurista en los que no le permitió defenderse. En tiempos recientes, se han lanzado contra éste, fincándole varios delitos. El caso de Zaldívar es evidente y descarado en el uso del Poder Judicial y de una mujer cuestionada como la presidenta Norma Piña. Los actos tan evidentes para castigar a Zaldívar por su cercanía a la 4T, llevan incluso al Consejo de la Judicatura a trabar un reglamento, acuerdo o ley que ellos llaman mecanismo, para investigar a ministros y sancionarlos administrativamente.

CALUMNIA. IGNORANCIA SUPINA DE LA OPOSITORA SE BASA EN UN LIBRO

Así sea un sagrado proceso electoral, a la ley le vale. Cualquier calumniador, debe de ser sometido a proceso e ir a la cárcel, según la gravedad.  Es el caso de la candidata opositora que recalca las acusaciones que le han hecho al exministro Zaldívar, las cuales no solo no han sido procesadas, mucho menos sentenciadas. Una persona puede ser señalada de un delito solo cuando es sentenciada en forma definitiva.  Como un loro la mujer repite cada acontecimiento que sucede en México en el sentido que le conviene. Se basa siempre en su ignorancia supina de las leyes, que la hacen caer en el ridículo más profundo. Ahora Se basa en un libro que anda circulando por ahí, para mencionar en indiciado al exministro Zaldívar.

¿SE TOCARÁ LA CONSTITUCIÓN EN EL MECANISMO QUE BUSCA LA CORTE?

Nos imaginamos que los expertos ministros de la Corte, sin ser legisladores pueden crear mecanismos jurídicos que se apliquen en su interior. Pero la aplicación si puede rozar la ley cuando se aplica extemporáneamente, en este caso al exministro Zaldívar. Ya se ha publicado que dicho jurista está fuera de la Corte por ser un jubilado. Por eso cualquier mecanismo que haya creado la Corte no puede alcanzarlo como exministro. Nos imaginamos también que, en su altura, algunos de esos señores que reaccionan como empleados de la señora Norma Pïña al seguir adelante todos sis dictámenes, recuerdan uno de los artículos de la Constitución (Ediciones Fiscales ISEF S. A, 2008) nada menos que el 14, cuyo primer párrafo es un clásico: “A ninguna ley se dará efecto retroactivo en perjuicio de persona alguna”. Estéril repetirlo porque Zaldívar ya no es ministro y el mecanismo administrativo que se creará será para aplicación interna.

[email protected]

www.entresemana.mx

TERESA GIL

Cero y van dos. Su delito ha sido la cercanía con Andrés Manuel López Obrador. Lo que le están haciendo a Arturo Zaldívar, aunque con argumentos diferentes, le hicieron al exministro Genaro Góngora Pimentel. En este tuvo mucho que ver la saña que lanzó contra él la periodista de derecha Carmen Aristegui por cuestiones personales del jurista en los que no le permitió defenderse. En tiempos recientes, se han lanzado contra éste, fincándole varios delitos. El caso de Zaldívar es evidente y descarado en el uso del Poder Judicial y de una mujer cuestionada como la presidenta Norma Piña. Los actos tan evidentes para castigar a Zaldívar por su cercanía a la 4T, llevan incluso al Consejo de la Judicatura a trabar un reglamento, acuerdo o ley que ellos llaman mecanismo, para investigar a ministros y sancionarlos administrativamente.

CALUMNIA. IGNORANCIA SUPINA DE LA OPOSITORA SE BASA EN UN LIBRO

Así sea un sagrado proceso electoral, a la ley le vale. Cualquier calumniador, debe de ser sometido a proceso e ir a la cárcel, según la gravedad.  Es el caso de la candidata opositora que recalca las acusaciones que le han hecho al exministro Zaldívar, las cuales no solo no han sido procesadas, mucho menos sentenciadas. Una persona puede ser señalada de un delito solo cuando es sentenciada en forma definitiva.  Como un loro la mujer repite cada acontecimiento que sucede en México en el sentido que le conviene. Se basa siempre en su ignorancia supina de las leyes, que la hacen caer en el ridículo más profundo. Ahora Se basa en un libro que anda circulando por ahí, para mencionar en indiciado al exministro Zaldívar.

¿SE TOCARÁ LA CONSTITUCIÓN EN EL MECANISMO QUE BUSCA LA CORTE?

Nos imaginamos que los expertos ministros de la Corte, sin ser legisladores pueden crear mecanismos jurídicos que se apliquen en su interior. Pero la aplicación si puede rozar la ley cuando se aplica extemporáneamente, en este caso al exministro Zaldívar. Ya se ha publicado que dicho jurista está fuera de la Corte por ser un jubilado. Por eso cualquier mecanismo que haya creado la Corte no puede alcanzarlo como exministro. Nos imaginamos también que, en su altura, algunos de esos señores que reaccionan como empleados de la señora Norma Pïña al seguir adelante todos sis dictámenes, recuerdan uno de los artículos de la Constitución (Ediciones Fiscales ISEF S. A, 2008) nada menos que el 14, cuyo primer párrafo es un clásico: “A ninguna ley se dará efecto retroactivo en perjuicio de persona alguna”. Estéril repetirlo porque Zaldívar ya no es ministro y el mecanismo administrativo que se creará será para aplicación interna.

[email protected]

www.entresemana.mx

Check Also

LIBROS DE AYER Y HOY/ Tintanueva.  La República de los libros

TERESA GIL Interesante que el proyecto cultural que ha propuesto Claudia Sheinbaum lo relacione con …