ASTROLABIO POLÍTICO/ ¿Y si el PVEM no va?

“La acción es el fruto propio del conocimiento.” – Thomas Fuller. 

LUIS RAMÍREZ BAQUEIRO (Veracruz). En Veracruz la realidad del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) no es la misma que en todo el país.

Lastimado, ninguneado, y hasta ofendido podría decirse del trato que ha recibido el PVEM de parte de las autoridades veracruzanas, especialmente del secretario de Gobierno, E. Patrocinio Cisneros Burgos quien ha amenazado al vástago del ex gobernador Fidel Herrera Beltrán, para que no se parece por la entidad.

Su temor que le ganen espacios, la carismática postura de Javier Herrera Beltrán lo hace generar empatía con los militantes del partido verde, quienes ven desde tiempo atrás con buenos ojos la posibilidad de postularse a la senaduría o para otras importantes tareas.

Si el trato brindado sigue siendo el mismo avizoramos la probabilidad de que el PVEM no vaya en coalición con sus hoy aliados en la entidad.

Imagine usted al PVEM regresando a las coaliciones con el PRI, PAN o PRD seguramente serían factor de cambio y sobre todo de inclinación de la balanza político electoral en la entidad, pero consecuencias tendría.

La dirigente estatal del Partido Verde en Veracruz, Eleaney Sesma viene realizando un trabajo serio y discreto, a su estilo, seguramente los resultados positivos serán del agrado de su dirigencia nacional, pero sobre todo alineados a los intereses del propio integrante del Comité Ejecutivo Nacional, Javier Herrera Borunda.

Los cierto es que el maltrato dado a ese instituto político, especialmente al hijo del exgobernador Herrera Beltrán, aliado vital de Morena es asunto que ya desde los sótanos del poder se comienza atender y dará tremendo susto a quienes se ostentan como otrora todopoderosos, que ni yendo a bailar a Chalma ganan en su seccional.

Al tiempo.

[email protected]

Twitter: @LuisBaqueiro_mx

www.entresemana.mx

Check Also

ASTROLABIO POLÍTICO/ El retorno del Atila azul

LUIS RAMÍREZ BAQUEIRO “Los grandes sucesos dependen de incidentes pequeños.” – Demóstenes. Xalapa, Veracruz. Mientras …