Advertencia de EU a naciones que desdeñen la Cumbre


Ciudad de México, 20 de mayo (entresemana.mx). En una conferencia sobre América Latina, Kerri Hannan, subsecretaria de Estado adjunta para Asuntos del Hemisferio Occidental, dijo que los países que han amenazado con no acudir si Cuba, Venezuela y Nicaragua no son invitados, deberían asistir o perderían la oportunidad de trabajar con Estados Unidos.

El gobierno de Joe Biden acusó ayer a Cuba de alimentar la controversia sobre su posible exclusión de la Cumbre de las Américas, organizada por Estados Unidos del 6 al 10 de junio, para retratar a Washington como el “villano” y distraer la atención del historial de derechos humanos de La Habana a escala local.
Hannan aseguró que “a los cubanos les encanta esto: recibir la atención que obtienen por no asistir y (…) siguen repitiendo lo mismo.

Horas después, senadores estadunidenses, impulsados por el demócrata Bob Menéndez, presidente del influyente Comité de Relaciones Exteriores, presentaron un proyecto de ley para “resguardar” la Carta Democrática de las Américas, que es el documento regional de defensa de la institucionalidad aprobado por la Organización de los Estados Americanos (OEA) desde hace dos décadas.

La legislación propone una serie de iniciativas para reforzar la cooperación de Washington con la OEA, con el principal objetivo de enfrentar las “amenazas a la gobernanza democrática” en la región.

En la evaluación final publicada el viernes en el Registro Federal estadunidense, el Secretario de Estado Antony Blinken nombró a Cuba entre los cinco países -junto con Irán, Corea del Norte, Venezuela y Siria- que, según Washington, no cumplen sus expectativas.

El Departamento de Estado está obligado por ley a proporcionar esta lista anualmente al Congreso estadunidense.

La decisión se produce después de que el lunes el gobierno de Biden revocó parcialmente a algunas restricciones de la era Trump sobre las remesas y los viajes a la isla de gobierno comunista, medidas que La Habana ha tachado de escasas en detalles, con motivaciones políticas e insuficientes.

El expresidente de Estados Unidos Donald Trump designó a Cuba como estado patrocinador del terrorismo justo antes de dejar el cargo, una medida distinta a la evaluación de cooperación insuficiente.

El gobierno de Biden dijo que la designación de patrocinador del terrorismo aún está en revisión.

Check Also

Canaive Yucatán inaugura su laboratorio de fotografía de alta calidad

>> Cuenta con 4 equipos de tecnología de punta de vanguardia que facilitarán a las …