CICUTA/ Indignación

JAIME FLORES MARTÍNEZ (Tijuana, Baja California). Calificado por los propios militares como “encubridor”, el presidente Andrés Manuel López Obrador difícilmente reconocerá su error al afirmar que el gobierno “cuida a los integrantes de las bandas, porque también son seres humanos”.

¡Los militares están indignados!

Ya Cicuta refirió que los miembros del Ejército profesan una lealtad absoluta y por su natural disciplina obedecen las órdenes de su comandante supremo.

Si la instrucción es “abrazos, no balazos” y “también cuidamos a los integrantes de las bandas crimínales porque son seres humanos”, los militares se limitan a obedecer.

El asunto es que algunos indignados militares divulgan el contenido del Artículo 356 del Código de Justicia Militar que señala que “el militar que cumple un servicio de armas que no defienda su puesto, hasta repeler la agresión o perder la vida, tiene pena de muerte, actualmente pena de prisión”.

La mañana del 12 de mayo, el presidente López Obrador se refirió al video donde se observa que camionetas repletas de hombres armados persiguen a unidades militares hasta hacerlos huir.

AMLO dijo que lo acontecido un día antes en Nueva Italia Michoacán, se traduce en que el gobierno cuida a los militares, aunque “también a los integrantes de las bandas, porque también son seres humanos”.

Dichas imágenes sorprendieron a muchos mexicanos e indignaron a no pocos militares.

Muchísimos mexicanos no daban crédito a las palabras del presidente, especialmente aquellos cuyos familiares han sido víctimas de esos crimínales que son “cuidados” por el gobierno.

No entienden por qué se protege a “seres humanos” que plagian, matan, descuartizan y se enriquecen con el dinero que otros se ganaron con esfuerzo y trabajo.

Hoy en día los militares son incapaces de responder de qué manera podrían enfrentar las vejaciones, insultos y agresiones de los malhechores e incluso de ciudadanos hartos de la inacción de la autoridad.

Los militares que son invadidos por la vergüenza, la indignación y el coraje, dan cuenta del Código de Justicia Militar en su artículo 356 para hacer saber que incumplir con su responsabilidad conduce a los militares a enfrentar la pena de muerte.

También ese Código, en su artículo 118, refiere que “El jefe de Estado que declara cuidar a las bandas de criminales, puede incurrir en el delito de encumbramiento”. Es el caso.

Aduana 

Mucha irritación proyectó en la semana el administrador de la Aduana de Tijuana, teniente coronel Fernando Martínez García, pues el columnista refirió las patanerías y corruptelas de este militar convertido en máquina ávida de dinero.

Resulta que 2 días después de la publicación, el señor Martínez debió responder la llamada telefónica que le hizo el director general de aduanas del gobierno federal Horacio Duarte.

Aunque este último debió tratar a Martínez con “pincitas”, le reprochó que los empleados estuvieran inconformes al ser tratados como la tropa.

Desde luego que no le dijo que la visión generalizada es que los militares habilitados como empleados aduanales son víctimas de la corrupción, aunque también les dicen “máquinas ávidas de dinero “

Positivo 

Qué bueno que las autoridades estadunidenses maniobran para agilizar los cruces de Tijuana hacia San Diego, pues eso se traduce en beneficios económicos para ambos países.

Aunque las filas de automóviles para internarse al vecino país lucen permanentemente interminables, el tiempo estimado de cruce es de 2 horas aproximadamente.

Las estadísticas señalan que en esta zona cruzan anualmente unos 80 millones de vehículos.

Cicuta News.com       Cicuta.com.mx         Twitter: @cicutabc         Facebook: cicuta          YouTube: jaime cicuta columna           Instagram: jaime flores cicuta         Telegram: @Jaimecicuta 

www.entresemana.mx

Check Also

CICUTA/ Schettino 

JAIME FLORES MARTÍNEZ (Tijuana, Baja California). Convertido en activo detractor del presidente Andrés Manuel López …